Historia del Fútbol en CR

1. Introducción

Al referirnos a los inicios del fútbol en Costa Rica hay que tener presente dos aspectos fundamentales. Primeramente, nuestro país para el último cuarto del siglo XIX estaba inmerso en una economía capitalista, agro exportadora y por ende muy ligada al mercado mundial, razón por la que se va a experimentar una influencia no sólo política-económica, sino también cultural, de los países europeos. En segundo lugar, el nivel laboral había sufrido un cambio en cuanto a la división del trabajo, en las jornadas y sobre todo en sus horarios, creando un espacio para el entretenimiento y el ocio.

En este contexto, se desarrollan reformas educativas que plantean la necesidad de organización, racionalización y profesionalización de la educación, por lo que un considerable grupo de jóvenes de familias pudientes, viajaba a estudiar al exterior, principalmente a Inglaterra. Es allí donde los jóvenes costarricenses conocen el fútbol pues ya la práctica de este deporte estaba presente en los programas de los colegios y universidades europeas. Fueron estos muchachos quienes en los alrededores de 1896, empezaron a practicar en las tardes ese deporte, pues de sus viajes al exterior traían en sus maletas algunos implementos como uniformes y bolas.

Sin embargo, otros historiadores refieren a que desde 1876 ya se jugaba en los terrenos de La Sabana y que en 1887 el ciudadano Oscar Pinto Fernández regresó al país procedente de Inglaterra y que se reunió con quien fuera su compañero de universidad en Europa, Gonzalo Quirós Fonseca, jugaron fútbol, usaron uniformes y una bola que Pinto trajo de Inglaterra. Luego jugaron en San Juan de Tibás y “el espectáculo produjo enorme revuelo entre los vecinos del lugar e inmediatamente corrió la noticia de que en la plaza unos hombres daban patadas a una bola de cuero y que vestían únicamente calzoncillo y camiseta”. (Naranjo Madrigal, Historias Deportivas del Siglo XX).

Al parecer, entre 1894 y 1896 la incipiente práctica del fútbol toma auge en San José más organizadamente, cuando llegaron al país empresarios ingleses que vinieron a instalar el tranvía y se unieron aquí con costarricenses que habían estado en Inglaterra cursando sus estudios, casi todos ellos hijos de cafetaleros y que enviaban ese producto a los mercados de Londres.

Entre los años de 1873 y 1899 se crearon los primeros clubes deportivos en los cuales se practicaron varios deportes, tales como carreras de caballos, béisbol, ciclismo, esgrima y el fútbol. Estas asociaciones eran exclusivas, ya que los miembros eran extranjeros y otros pertenecían a la burguesía nacional, por lo que gozaban de tiempo libre y posibilidades económicas para comprar los implementos deportivos necesarios.

A partir de 1899 se da una apertura para la práctica de este deporte entre los sectores subalternos. Fueron apareciendo grupos que lo practicaban con más frecuencia y se fue fomentando cada vez más este novedoso deporte. Los clubes deportivos de obreros fueron organizaciones en las que existían un vínculo social y un deseo de sociabilidad entre sus miembros y fue precisamente en éstos donde se originó la práctica social del fútbol entre los trabajadores.

Entre 1902 y 1904 se rodaba el balón en las plazas de Alajuela, Heredia, Cartago y en las de otras provincias. Hasta Limón llegó el interés debido a que la Northern Railway Company había empleado en el Ferrocarril al Atlántico, empleados de ascendencia inglesa que jugaban fútbol.

Entre los primeros clubes formados en este periodo aparecen: el Club Sport El Josefino establecido el 13 de julio de 1904, Club Sport Costarricense fundado el 10 de agosto de 1904, Club Sport Cartaginés en 1906, el Club Sport El Invencible, Club Sport Monte Líbano, Club Sport Domingueño, fundados en 1904.

Nombres como Juan Bautista Quirós, Juanito Montealegre, Jaime Carranza, Arturo Echeverría, Oscar Pinto, Jaime G. Bennet, Francisco Ross, Manuel Saborío, Oscar Esquivel, Pompilio Aguilar, Juan Carranza, Alberto Brenes Mora, Roberto Pinto, Enrique Brenes, Alberto T. Brenes, Samuel Montandón, Manuel Montejo, Estanislao Garrón, Eugenio Garrón, Gonzalo Guzmán, Gonzalo Facio, Ramón Herrero, Gustavo Michaud, Antonio Facio, Chale White, Gonzalo Quirós, Oscar Rodríguez, Raúl Guzmán, Eduardo Garnier, Carlos Collado, Walter Siebe, Fernando Streber y otros, figuran en las listas de los primeros jugadores de El Costarricense y El Josefino.

En los primeros años del siglo XX es evidente el auge del balompié. Para el año 1904 la Municipalidad de San José fue la primera en apoyar abiertamente la práctica del deporte. Se acordó la suma de ¢500 (quinientos colones) para las fiestas que organizaba el Polo Club, junto con las autorizaciones de cobrar 50 centavos por cada asiento que se ocupara. De esta manera la Municipalidad de San José promovió e incentivó económicamente a algunos clubes, donando dinero, controlando y protegiendo los lugares públicos donde se jugaban para que continuaran siendo espacios para practicar el deporte.

Debido al crecimiento desmedido de la práctica del fútbol, se vio la necesidad de crear un órgano centralizado que dirigiera y organizara este deporte. Cuando el 3 de noviembre de 1905 se fundó el Club Sport La Libertad, se dio el primer paso para organizar el fútbol. Al menos otros siete intentos por federar esta disciplina fracasaron.

En 1920 destacaban como equipos La Libertad, Cartaginés, Gimnástica, Herediano, Alajuelense y la Sociedad Gimnástica Limonense. Se jugaban partidos en La Sabana con lleno total y hasta se llegó a cobrar 25 céntimos por derecho a una silla para los espectadores. No existía reglamentación ni se registraban estadísticas, por lo que algunos dirigentes vieron necesario organizar la actividad.

Hubo un comité formado por Alberto T. Brenes como Presidente y Ricardo Fournier Quirós, secretario, para que estudiaran la organización del balompié.

No es sino hasta el 13 de junio de 1921 que se organizó la Liga Nacional de Fútbol y un Tribunal Supremo para dirimir conflictos. En este último fungieron Alberto T. Brenes, Presidente; Eduardo Zamora secretario, y como vocales Dr. Ricardo Moreno Cañas, Ramón Herrero y Samuel Montandón.

La Liga Nacional de Fútbol estaba formada por un representante de cada uno de los 7 clubes interesados en conformar esta agrupación: La Libertad, Sociedad Gimnástica Española de San José, Club Sport Herediano, Liga Deportiva Alajuelense, Club Sport Cartaginés, Club Sport La Unión de Tres Ríos y la Sociedad Gimnástica Limonense.
La primera Junta Directiva de la Liga la integraron: José Albertazzi Avendaño (Presidente), Joaquín Manuel Gutiérrez (Vicepresidente), Ricardo Fournier (Secretario), Fernando Streber (Tesorero) y Manolo Rodríguez, Rodolfo Castaing y Joaquín Vargas Coto (Vocales)

Costa Rica oficializó su ingreso a la FIFA en el año 1927.

A partir de la creación de la Liga de Fútbol, este deporte se centralizó a nivel administrativo, competitivo y de clase, lo que le va a permitir en un futuro la comercialización. Este órgano en 1931 se denominó Federación Deportiva de Costa Rica; luego se llamó Federación Nacional de Fútbol y por los años sesentas cambió a Federación Costarricense de Fútbol, según el periodista e historiador Fernando Naranjo Madrigal.

Es importante destacar que el fútbol contó con el apoyo de la Iglesia y del gobierno, por lo que tuvo gran desarrollo y se convirtió en el deporte preferido de los costarricenses hasta la fecha.

Actualmente seis ligas conforman la Federación Costarricense de Fútbol, a saber: UNAFUT (Primera División), LIASCE (Segunda División o Liga de Ascenso), LINAFA (Fútbol Aficionado), LIFUTSAL (Fútbol sala), ADEFUPLA (Fútbol Playa) y UNIFUT (Fútbol Femenino)

Bear
83 queries en 5,513 segundos.